CREPÚSCULO

domingo, 16 de agosto de 2009 en 9:36:00

Un día prometí no volver a recordarte,

enterrarte para siempre en una fosa de mi memoria

y toda una mañana fuiste prisionera de mi olvido

y te supe desterrada para siempre de mi historia.



El mediodía llegó con su sol perpendicular

y yo sonreí gozoso de poder no recordar.

Disfrute aquellos momentos victoriosos en la orilla

y me respiré el salitre como quien repira el mar.



Me libré de la agonía de encontrarte en nuestras ruinas;

vi derrumbado nuestro tiempo, nuestras palabras,

y en verdad creí ser libre de la magia de tu aliento

y del rastro que dejaste abrazando mis silencios.



Hasta que llegó la tarde y no fue más que un instante

desafiante, soberbio, claro y minúsculo,

en que al mirar al horizonte me di cuenta, derrotado,

que olvidarte no es posible, que tú eras el crepúsculo.

3 comentarios

  1. Ese adelantarse al tiempo, ese amanecer con su nombre, ese no-olvido...
    Placer visitarte.
    Te dejo un abrazo.
    Alicia

  2. WIG Says:

    Una bonita forma de aceptar una derrota. Ha sido interesante pasar por aquí a donde volveré sin duda. Saludos.

  3. Eduardo Says:

    Linda y tierna salida. Soy zimapense de sangre, corazón y vida... pero tengo una curiosidad, por que compusiste esa hermosa poesia con la que describes con exactitud mi pueblo? ...y practicamente parte de mi vida?

NO TE VAYAS SIN DEJAR UN COMENTARIO

Blog Widget by LinkWithin
border: dotted #B0171F; 4px;